Radio Guadalupana Online

En horas de la tarde de ayer, Viernes Santo, la Parroquia Ntra. Sra. de la Merced de Coro llevó a cabo el Vía Crucis, el cual tuvo como motivación principal interceder ante el Señor por Venezuela, dirigido por el Pbro. Eucario Ynciarte, párroco de esta comunidad eclesial, en compañía de fieles servidores que se dispusieron a apoyar esta experiencia de fe.

Con estrictas normas de bioseguridad y alegorías venezolanas, este recorrido espiritual se realizó por las diferentes calles de esta parroquia, ahora también Santuario Electo del próximo Beato José Gregorio Hernández, en una especie de caravana en la que cada unidad móvil dispuesta para ello, llevó consigo una imagen religiosa propia de este tiempo penitencial, para mostrar a los fieles espectadores el flagelo y sufrimiento que el Señor atravesó desde su condenación hasta su muerte y resurrección, imágenes que fueron custodiadas por un selecto grupo de servidores pertenecientes a los distintos  apostolados de la antes mencionada parroquia.

El recorrido inició en las afueras del templo parroquial y tuvo una duración de aproximadamente cuatro horas en las que oraron por la nación, esbozando la situación de crisis que embarga a Venezuela y el cese de la pandemia por COVID-19 en el mundo, Vía Crucis que atravesó las diferentes zonas pastorales y comunidades eclesiales que conforman esta jurisdicción eclesiástica, en el que muchos fieles pudieron expresar sus peticiones particulares ante el Señor en cada estación de este camino espiritual.

Muchas fueron las demostraciones de fe y devoción ante la presencia de las imágenes que acompañaron  este recorrido, además de la vivencia propia del Viernes Santo que contiene en sí un sentido espiritual muy marcado en la liturgia de la Semana Santa, a lo que el Pbro. Eucario Ynciarte respondió en su intervención a los medios: “El Señor nos ha mostrado las maravillas de su amor en las calles que se han desbordado de personas para ver estos pasos de la pasión, la gente necesita vivir en la esperanza y este recorrido vehicular que hemos realizado  les ha hecho saber a nuestros fieles que no están solos, que el Señor nos acompaña”, exhortando a la feligresía a vivir el misterio de la pasión, muerte y resurrección desde sus hogares, ofreciendo la radio y las distintas plataformas digitales como medios para participar de las celebraciones litúrgicas.  

En efecto, entre lágrimas, oraciones de rodilla y mucho fervor, la feligresía expresó su sentir y agradeció por este momento que pudieron vivir gracias a la organización logística de la parroquia, Isabel Chirino, feligrés de esta comunidad, expresó: “Una de las mejores cosas que acaban de hacer es esto, en necesario hacer algo por Venezuela y necesitamos el apoyo de la juventud”, más adelante, la señora Angie Medina también expresó muy conmovida: “Le damos las gracias al párroco que nos ha dado esta bendición y tenemos la esperanza en Dios que pronto vamos a salir de esta situación de pandemia”, así mismo, la señora Arcadia Chirino compartió: “Ha sido impresionante a pesar de las dificultades, de muchos enfermos, a pesar de tantas muertes, tenemos la esperanza de que esto pasará y hay que seguir confiando en Jesús que, aunque haya muerto, resucitará y nosotros resucitaremos con él”.

En definitiva, un recorrido atípico, pues vale recordar que la experiencia del Vía Crucis es una de las manifestaciones de fe con mayor carga espiritual entre las practicas fervorosas de los fieles,  que forman parte de la vivencia del tiempo cuaresmal y Semana Santa, la cual se realiza comúnmente caminando, pero en medio de las restricciones por la pandemia, las comunidades eclesiales en compañía de sus párrocos y líderes parroquiales han tenido que reinventarse y ofrecer a la feligresía alternativas para que la fe no mengüe, siento esta una de las razones por las cuales el pueblo mercedario se dispuso a transitar en vehículos este valle de lágrimas en ofrenda por Venezuela.

Prensa Arquidiócesis de Coro

03 de abril del 2021